El mundo Prehispanico. Bloque 1

Report
Primer Bloque: Las culturas prehispánicas y la
conformación del virreinato de Nueva España.
• APRENDIZAJE
ESPERADO:
• Reconoce
las
características
políticas, sociales,
económicas
y
culturales
del
mundo
prehispánico.
• CONTENIDO:
•
•
•
Temas para comprender el periodo.
¿Por qué la sociedad y cultura
virreinal se formaron de los aportes
prehispánicos, españoles, asiáticos y
africanos?
EL MUNDO PREHISPÁNICO. Sus
zonas culturales y sus horizontes. La
cosmovisión
mesoamericana.
Economía, estructura social y vida
cotidiana en el postclásico.
La triple Alianza y los señoríos
independientes.
TEMAS PARA COMPRENDER EL PERIODO: ¿Por qué la sociedad y cultura
virreinal se formaron de los aportes prehispánicos, españoles, asiáticos y
africanos?
El mundo
prehispánic
o
aportó
gran
diversidad
cultural.
La
conquista
militar
fue
un
proceso
violento.
Las
primeras
formas de
organizaci
ón
tuvieron
dificultade
s.
Se
desarrollar
on
actividade
s
económica
s
que
contribuye
ron a la
formación
de
la
Nueva
España.
España
controló la
economía
y
la
ideología
de Nueva
España:
ésta
se
centró
sobre
sí
misma
El
mestizaje
étnico y
cultural
enriqueci
ó
la
diversida
d.
Nueva
España
consolidó
sus
institucion
es.
ZONAS CULTURALES Y HORIZONTES. Entre las divisiones que han propuesto
algunos estudiosos para comprender las culturas prehispánicas tenemos la
geográfica, la cual propone que existieron tres grandes zonas culturales.
• Aridoamérica: abarca los
actuales estados del norte
de la República mexicana,
(Baja California [norte y
sur]. Sonora, Chihuahua.
Coahuila, Nuevo León,
Tamaulipas,
Sinaloa,
Durango,
Zacatecas,
Aguascalientes,
Guanajuato, Queretaro y
San Luis Potosí). Esta región
se caracteriza por sus
climas áridos y semiáridos.
OASIS AMÉRICA
Los grupos que habitaban
el norte continuaron con
su vida nómada debido a
las
condiciones
geográficas y climáticas de
la región.
• Comprendida
lo
que
actualmente
corresponde a los territorios del sur de
Arizona y Nuevo México (Estados Unidos) y
parte de los Estados mexicanos de Sonora y
Chihuahua. Algunos ríos que corren por
esta zona permiten que la tierra tenga
suficiente humedad para el cultivo agrícola.
Mesoamérica
• Comprende lo que en la
actualidad es la región centro
sureste de México y la zona
norte de Centroamérica. Esta
área cuenta con una amplia
variedad de suelos y climas, lo
que la hace propicia para la
agricultura.
Término utilizado por el científico Alemán Paul Kirchhoff
en 1942. En esta área se construyeron ciudades y se
desarrollaron conocimientos complejos. Como la
escritura, las matemáticas etc.
Mesoamérica como región, abarcó un área
que rebasa las actuales fronteras de
México, pues se extendía por Guatemala,
Belize, Honduras, El Salvador, Costa Rica y
parte de Nicaragua. En esta región había
una gran riqueza natural que proporcionó
una variedad de materias primas y de
potencial productivo a sus habitantes.
Como super área cultural, albergó el
desarrollo de culturas con alto grado de
civilización. Los pueblos mesoamericanos
compartieron diversas características. Su
alimentación se basaba en el frijol,
calabaza, maíz y chile.
Temporalmente mesoamérica abarca del año 2500 a. de n. era, al 1521( o sea,
hasta el siglo XVI). Este prolongado periodo ha sido dividido en tres etapas.
• El Preclásico:
• Del año 2500 a. de n. era, al
100 de nuestra era.
Comunidades basadas en la
agricultura,
pesca,
recolección y caza. Algunas
aldeas se convirtieron en
centros de poder, aparecen
el culto a la fertilidad y
desarrollan
una
arquitectura monumental y
figuras de barro.
En el Preclásico destacaron los Olmecas cultura a la que algunos historiadores le
han llamado cultura madre, se situaron en los actuales Estados de Veracruz y
Tabasco. La cultura Chupícuaro situada en los Estados de Guanajuato,
Michoacán, Jalisco, entre otros, y la gente de cuicuilco en el Distrito Federal, que
posteriormente fundarían Teotihuacan.
CUICUILCO.
La cultura olmeca o cultura madre es el nombre que recibe una cultura que se desarrolló durante el
Preclásico medio, se considera que el área nuclear abarca la parte sureste del estado de Veracruz y
el oeste de Tabasco. La palabra "olmeca" significa "habitantes de la región del hule" y fue utilizada
por los aztecas para nombrar a varios pueblos, étnica y lingüísticamente diversos, que ocuparon la
región de Veracruz y Tabasco a través de los siglos.
•
•
•
•
La civilización Olmeca se constituyó
principalmente alrededor de 3 centros
ceremoniales: San Lorenzo, La Venta y
Tres Zapotes, además de manifestarse en
otros sitios como Laguna de los Cerros.
Tenían una religión politeísta, gran
número de sus dioses eran relacionados
con la agricultura y otros elementos
como el sol, el agua, los volcanes, etc.
El centro de su religión es el culto al
jaguar. se acredita a los olmecas el
desarrollo del calendario, la escritura y la
epigrafía.
El arte olmeca era muy complejo, tiene
muchos elementos que aún se están
investigando. Los más importantes y
conocidos son posiblemente las Cabezas
colosales Olmecas.
Teotihuacan (náhuatl: Teōtihuácān, «Lugar donde fueron hechos los dioses; ciudad de los dioses»)?[1]
es el nombre que se da a la que fue una de las mayores ciudades de Mesoamérica. El apogeo de la
ciudad tuvo lugar tras la caída de Cuicuilco. Su desarrollo abarca un largo periodo de nueve siglos,
desde su inicio hacia el año 200 antes de Cristo, hasta su decadencia, ocurrida entre los años 700 y
750 de nuestra era.
•
Las
principales
actividades
económicas fueron la agricultura
sembraban maíz, fríjol, calabaza,
chile, etc. El comercio fue otra
actividad que tuvo un enorme
desarrollo. Su religión fué politeísta,
y sus principales dioses eran
“TLALOC” dios de la lluvia y la
fertilidad; “QUETZALCOATL” que fue
el dios creador civilizador y
sostenedor y se representaba con
una serpiente emplumada; también
veneraban a “HUEHUETEOTL” dios
viejo y el señor del fuego, y estaba
representado por un anciano.
El clásico: del 100 al 900 de nuestra era. Auge del urbanismo. Los grupos sacerdotales adquirieron
gran importancia. Máximo desarrollo de las civilizaciones prehispánicas y consolidación de las
características de las culturas mesoamericanas en el arte, la cerámica, la escritura y el calendario, del
urbanismo. Los grupos sacerdotales adquirieron gran importancia. Máximo desarrollo de las
civilizaciones prehispánicas y consolidación de las características de las culturas mesoamericanas en
el arte, la cerámica, la escritura y el calendario.
• En el clásico destacaron los
teotihuacanos, en el actual
Estado de México, los
zapotecas en el Estado de
Oaxaca y los mayas en el
sureste de la República
mexicana y Centroamérica.
En Oaxaca dos culturas predominaron en su desarrollo. La mixteca y la zapoteca.
Los Zapotecas son el grupo más antiguo de Oaxaca. El nombre zapoteca proviene del náhuatl
"Tzapotéecatl", que significa pueblo del Zapote, originalmente este pueblo se autodenominaba
"ben´zaa" o "binni záa" que significa en idioma zapoteco "gente de las nubes".[
•
•
Monte Albán ciudad zapoteca dominó
los valles hasta fines del periodo Clásico
y, al igual que otras ciudades
mesoamericanas, entre los años 700 y
1200 d.C. terminó su esplendor.
Viniendo del norte, los mixtecas
sustituyeron a los zapotecas en Monte
Albán y posteriormente en Mitla. La
región mixteca es de donde provienen
la mayoría de los códices prehispánicos.
Oaxaca fue un área donde destacó el
trabajo de orfebrería de los mixtecos,
cuyos productos suntuarios fueron
altamente codiciados.
Otra de las culturas que alcanzaron su esplendor en el periodo Clásico fue la cultura
maya. La zona maya estaba dividida en muchas ciudades-Estado las cuales eran
señoríos. Entre los más importantes están las ciudades de Uxmal, Chichén Itzá. Durante
el periodo clásico tuvieron lugar alianzas y guerras entre los diferentes señoríos.
•
•
Los mayas habitaron una extensa zona,
formada por los actuales estados de
Tabasco, Chiapas, Campeche, Yucatán Y
Quintana Roo, así como los países
centroamericanos de Belice, Guatemala, El
Salvador y Honduras. Construyeron
ciudades y centros ceremoniales en varios
lugares entre los que destacan: Palenque,
Yaxchilán, Edzná, Labná, Sayil, Kabah, Cobá,
Dzibilchaltún, Toniná, Mayapán, Chichén
Itzá, Tulum, Uxmal, Tikal y Bonampak.
De ellos provienen los mitos sobre la
creación del hombre, tuvieron una religión
politeista, desarrollaron la arquitectura
piramidal, el arco falso, las matemáticas y la
astronomía.
POSTCLÁSICO: Duró del 900 a 1521. Las sociedades se militarizaron; aparece la
metalurgia. Mesoamérica alcanzó su máxima extensión. En el Postclásico
destacaron por sus importantes aportaciones, los toltecas, Chichimecas,
Aztecas, tarascos, huastecos etc.
• Los toltecas establecieron su
capital en Tula, Hidalgo;
desarrollaron su cultura entre
850 y 1168 d. C. Tula fue
poblada, principalmente, por dos
grupos: los tolteca-chichimecas y
los nonoalcas. A partir del siglo
C, Tula se convirtió en el centro
urbano de mayor importancia
del altiplano central. Entre los
pueblos nahuas de la época de la
conquista, la palabra tolteca
significaba alguien sabio que
dominaba las artes y artesanías.
Los aztecas se designaban así mismos como
herederos
de
la
cultura
tolteca.
La expansión de la cultura tolteca se efectuó con
gran rapidez en casi toda Mesoamérica; su
influencia entre los pueblos mayas de la
península de Yucatán se manifestó hacia los
siglos XI y XII de nuestra era, principalmente en
Chichén
Itzá.
La sociedad tolteca se dividió en dos clases; el
grupo privilegiado estaba integrado por jerarcas
militares, funcionarios, el supremo gobernante y
los sacerdotes, quienes estuvieron al servicio de
la casta militar y se encargaban de atender el
culto, los calendarios y la cuenta del tiempo.
La clase explotada estaba integrada por los
trabajadores agrícolas y artesanos (pintores,
lapidarios, carpinteros, albañiles, alfareros,
hilanderos, tejedores, oficiales de la pluma).
introdujeron la metalurgia y los primeros
registros y crónicas verdaderamente históricos
El reino de Michoacán.
Al inicio del Periodo Clásico en el occidente de
Mesoamérica, un grupo semi nómada,
denominado purépecha o tarasco se estableció
en Zacapú hoy municipio de Michoacán. Hacia el
año 900 de nuestra era., su sociedad se
consolidó y extendió en algunas zonas que
corresponden a los actuales Estados de
Michoacán, Jalisco, Guerrero, Nayarit, Colima,
Sinaloa y Guanajuato. Sus ciudades más
importantes
fueron
Patzcuaro,
Ihuatzio,
Itzintzuntzan etc. Su arquitectura se distingue del
resto de las culturas mesoamericanas por los
basamentos circulares de sus templos. Hacia
finales
del
posclásico
los
purépechas
compitieron con la cultura mexica, que nunca
pudieron dominarlos. Eran politeístas y su Dios
principal era Curicaueri, Dios del Sol. Fueron
grandes artesanos y destacaron en la escultura,
la cerámica, el arte plumario y la orfebrería.
La cultura Azteca, a diferencia de las demás
civilizaciones de Mesoamérica, iniciaron algo
tarde su ascenso cultural, probablemente hacia
el año 1325 ad. de C., cuando se establecieron
en el Lago de Texcoco, en el cual iniciaron la
construcción de la ciudad de Tenochtitlán, hoy
ciudad de México. Los Aztecas habían sido una
tribu guerrera y nómada de cazadores y
recolectores, proveniente de la región semiárida
del norte de México. En los siglos siguientes y
hasta la llegada de los españoles, dominaron a
los pueblos vecinos y construyeron un vasto
imperio.
en 1325 vieron el lugar donde Huitzilopochtli les
había ordenado construir su ciudad. En ese lugar
se encontraba un águila devorando una
serpiente sobre un cactus. Era el fin del largo
peregrinar del pueblo azteca en la búsqueda de
su "tierra prometida". Sobre un islote del lago
Texcoco, propiedad de la ciudad de Azcapotzalco
ellos fundaron la villa de México- Tenochtitlán.
LA COSMOVISIÓN MESOAMERICANA: La ideología, la religión y el arte
estuvieron relacionados en el mundo mesoamericano. Las diferentes culturas
reconocían la diversidad de cultos y la particularidad de las deidades de unos y
de otros.
• El carácter agrícola de las sociedades
mesoamericanas se refleja en su
religión y los dioses que con variantes
regionales compartían. Por ejemplo,
está al culto al Dios de la lluvia, Tláloc
para los Nahuas (centro de México).
Cosijo para los zapotecas (Oaxaca) o
Chc para los mayas (sureste de
México). Lo mismo pasa con el Dios
serpiente emplumada, Quetzalcoatl
para los nahuas, 9 viento para los
mixtecos (Oaxaca) y Kukulcán para los
mayas.
El pensamiento de los pueblos mesoamericanos
era reflejo de aquello que tenía que ver con su
entorno sociocultural. El primer rasgo común
entre las religiones mesoamericanas fue su
carácter politeísta, es decir adoraban a diversos
dioses, que por lo general y sobre todo en el
preclásico estaban relacionados con elementos
de la naturaleza, tales como el rayo, el fuego, el
agua, la tierra, etcétera, además se consideraban
dioses a algunos animales como el jaguar, la
serpiente y el águila; a los cuales representaban
en murales, vasijas, piezas talladas en piedras.
Los dioses prehispánicos podían representar lo
masculino y lo femenino y los rituales que se
practicaban eran con la finalidad de buscar la
intercesión o favor de los dioses para obtener
buenas cosechas, buscar la fertilidad y tener
muchos hijos en el caso de las mujeres y obtener
buenas piezas de cacería.
Conforme la organización social de estos pueblos fue evolucionando gracias
al intercambio comercial y el contacto con otras culturas, las prácticas
religiosas también fueron cambiando. Para el preclásico surgieron dos
civilizaciones cuyas creencias fueron más elaboradas.
• Los Olmecas en el área
del golfo de México
tenían como Dios
principal al jaguar y los
zapotecas en Oaxaca
adoraban
principalmente a Cocijo,
Dios de la lluvia.
Para el periodo Clásico las religiones
mesoamericanas se volvieron más complejas y las
deidades
originarias
adquirieron
otras
características ya que aparte de representar
fenómenos naturales explicaban la creación del
hombre, la tierra y el cielo etcétera. Por otro lado,
los avances tecnológicos para la producción de
alimentos y la diversificación de actividades
permitieron un
fuerte desarrollo en las
manifestaciones artísticas.
La mayoría de las construcciones prehispánicas de
las cuales aún quedan vestigios fueron centros
ceremoniales para la veneración de sus dioses. Esta
relación del arte con sus creencias se observa en el
decorado de estelas vasijas, figurillas y monolitos
que representaban a sus dioses.
Durante
este
periodo
se
construyeron
observatorios para que sus sacerdotes pudieran
estudiar y observar el movimiento de los astros,
determinar temporadas agrícolas etcétera.
Algunos mitos se trasmitieron por tradición oral,
como aquellos que nos dan cuenta de los orígenes
del hombre de acuerdo con las creencias de cada
una de las culturas. Por ejemplo, para los mayas,
los dioses crearon a los hombres para que estos los
adoraran mediante rezos y ofrendas y tras varios
intentos, crearon al hombre de maíz. Este mito
está registrado en el Popol Vuh. En cuanto a la
forma en que los pueblos prehispánicos concebían
el universo,
existieron variantes según la
civilización y el tiempo. Algunos de ellos creían
que dicho cosmos era el escenario donde los
dioses se disputaban el dominio del mundo.
Para el postclásico el culto a las deidades se
generalizó de tal manera que con la variante del
nombre de acuerdo a la cultura estos eran los
mismos. En este periodo se estandarizaron las
guerras floridas, el combate entre pueblos para
agenciarse de prisioneros y sacrificarlos en honor
de sus dioses.
El desarrollo de Ciencias como las matemáticas (uso del cero entre los mayas) o
la astronomía, tuvo como resultado la creación de precisos calendarios. Todo
ello imbuido de espíritu religioso.
• Mesoamérica también se distinguió
por la aparición de grandes
poblaciones, que eran grandes
centros que concentraban los
poderes políticos, económico y
religioso. Centros urbanos como
Teotihuacan, Mitla, Monte Albán,
Chichén Itzá y la propia Tenochtitlan
mostraron elementos comunes en su
trazo como fueron los juegos de
pelota, las pirámides escalonadas, el
arco falso etcétera.
Economía, estructura social y vida cotidiana en el Postclásico.
•
•
•
La base de la economía de los pueblos
mesoamericanos fue la agricultura. Gracias
a ésta, las sociedades se volvieron cada vez
más complejas.
Con el perfeccionamiento de las técnicas de
cultivo como el sistema de quema y roza de
los Olmecas, se contribuyó al desarrollo de
algunas especies vegetales, como maíz,
frijol, chile, calabaza, etcétera. Sin embargo,
la exigencia de satisfacer las necesidades,
hizo que las sociedades mesoamericanas
comenzaran a intercambiar sus productos
con las comunidades aledañas, a través de
un sistema de trueque o canje. En esa
época existieron mercados llamados
tianquizco hoy Tianguis.
Fueron famosos los mercados de Tlatelolco,
Cholula y Acolman.
El desarrollo de nuevas tecnologías para la agricultura
fincaron las bases para que nacieran tres nuevas
clases sociales: los agricultores (macehuales), que se
dedicaron al trabajo de la tierra; los comerciantes
(pochtecas), encargados del intercambio de productos
y a veces hacían labores de espionaje; y los artesanos
(macehuales), quienes fabricaban bienes utilitarios
para la agricultura o adornos de lujo para los
gobernantes.
Ya en el posclásico, la clase comerciante alcanzó gran
importancia, al grado de volverse indispensable en la
organización social de las civilizaciones más
poderosas.
Otro factor muy importante en economía de
Mesoamérica fue el tributo que era aportado por los
macehuales. Los nobles ( pipiltin) vivían de dicho
tributo.
En su calpulli (comunidad o barrio) los macehuales
llevaban una vida intensa: rendían culto a su Dios
patrono, trabajaban para el mantenimiento del
templo, organizaban sus festividades y se reunían en
plazas y callejuelas del barrio para descansar,
conversar y socializar
La educación tenía un lugar importante en la sociedad. En función de la división
social básica había dos escuelas. El Telpochcalli y el Calmecac. En el primero asistían
los hijos de los nobles y recibían una educación que estaba orientada a las tarea de la
dirigencia, a la estrategia militar, al sacerdocio o al gobierno.
• Al telpochcalli acudían los
macehuales y en ella
recibían
adiestramiento
militar por parte de
guerreros experimentados,
aprendían lo relativo al
trabajo del campo, la
astronomía,
algunas
fiestas patronales, respeto,
obediencia, leyes. En el
Cuicacalli se enseñaban a
los niños cantos y danzas
La cultura mexica valoraba mucho a los
ancianos por su sabiduría y experiencia, de ahí
que por tradición oral se daba consejo de
padres a hijos en diferentes etapas de su vida:
al nacer, cuando eran niños, de adolescentes y
antes de que formara una nueva familia. Estos
consejos se conservaban en el Huehuetlatolli,
conocido como el libro de los consejos
La Triple Alianza y los Señorios independientes.
De acuerdo con la Tira de la Peregrinación o
Códice Boturini, un grupo guerrero conocido
como los Aztecas, provenientes de Aztlán,
una Isla frente a las costas de Nayarit,
iniciaron su peregrinación hacia el sur en el
año 1113; su objetivo era encontrar el lugar
donde Huitzilopochtli les había ordenado
establecerse.
En el siglo XIV, esta peregrinación llegó al
área del Altiplano Central y el 13 de marzo
de 1325, encontraron la señal que
Huitzilopochtli les dio para identificar su
nuevo territorio: Sobre un nopal, un águila
devoraba una serpiente. En este lugar, un
islote en medio del lago de Texcoco, el
grupo que salió de Aztlán, ahora
identificados como mexicas, fundarían
México - Tenoctitlan.
La zona se encontraba bajo el dominio del reino de
Azcapotzalco, por los que los mexicas se vieron
obligados a pagar tributo. En 1426 a la muerte de
Tezozomoc, gobernante (Tlatoani) Azcapotzalco, los
mexicas se aliaron a las ciudades de Texcoco y
Tlacopan hoy conocido como Tacuba, para combatir el
reino de Azcapotzalco y liberarse de su dominio; así se
formó la triple alianza.
La triple alianza estaba gobernada por tres Tlatoanis;
el de Texcoco,, el de Tlacopan y el Mexica. Cada uno, a
su vez, encabezaba el orden político de sus respectivas
ciudades, que aunque conservaban autonomía política
y religiosa, estaban supeditadas a la alianza por medio
del tributo el cuál a Texcoco le correspondía una quinta
parte y Texcoco y a Tenochtitlan se repartía por partes
iguales, lo mismo sucedía con la toma de decisiones.
Una vez que los mexicas se consolidaron como el
pueblo guerrero dominante en Mesoamérica
extendieron su imperio hacia los actuales territorios de
Puebla, Oaxaca, Veracruz, Tabasco y algunas zonas de
Yucatán
No obstante, desde esta primera etapa de
expansión, los señoríos como Tlaxcala y
Huexotzingo,
señoríos
independientes
se
opusieron al naciente imperio y lograron
defenderse y conservar su independencia. Por la
frontera noroeste, los purépechas consolidaban su
imperio y éste impidió el crecimiento de la triple
alianza en esta dirección.
México Tenochtitlan pronto se convirtió en el líder
de la alianza, esto repercutió en su organización
política interna. Se dio un proceso de
centralización del poder en la figura del Huey
tlatoani o tlacatecutli, señor de los mexicas ; por
otro lado la nobleza y el sacerdocio también
consolidaron su poder y privilegios al igual que un
grupo de guerreros destacados.
Lo anterior le acarreó al imperio una falta de
cohesión y sumo descontento de los pueblos
sometidos obligados a pagar tributo a la triple
alianza.
El pasado indígena de México constituye un antecedente cultural para poder entender las
peculiaridades del mundo colonial que los sustituyó. El mundo indígena determinó la
forma de colonización española, debido a la distribución en el territorio de sociedades
nómadas y sedentarias.
•
A la forma de gobierno centralizada
y al sistema de tributación y de
dominio de unos grupos sobre
otros, por ejemplo, el que ejercieron
los mexicas durante el periodo
posclásico en la región del altiplano
y sur de la actual república que si
bien no implicaba dominio político si
obligaba al pago de grandes tributos
cuestión que propició descontento
que facilitó a los españoles
introducirse
con
facilidad
al
territorio y contar con aliados que
los ayudaron a conquistar.
La característica más sobresaliente de Mesoamérica fue que se trató de una región donde
ciertos elementos culturales se arraigaron de forma tan profunda que sobrevivieron a la
conquista, por ejemplo, aún podemos observar este aspecto en nuestra dieta con
alimentos prehispánicos.
• El maíz, el frijol, el chile, el
tomate, la calabaza, los
nopales, el amaranto, el
cacao, el jitomate y el
aguacate.
Productos
derivados
de
estos
alimentos,
como
los
tamales, el chocolate o los
postres llamados alegrías
aún son consumidos en
nuestros días.
En el ámbito de las festividades, la celebración del 2 de noviembre está cargada de
características indígenas, y la participación de grupos de danzantes participantes en las
distintas festividades religiosas, son una muestra de elementos prehispánicos.
• El México prehispánico
terminó con la llegada de
los europeos a principios
del siglo XVI. La conquista
representó un cambio
radical de las sociedades
indígenas
de
Mesoamérica,
Aridoamérica
y
Oasisamérica.

similar documents